Los paisajes del patrimonio industrial, en el ADN de Europa

En el marco de las actividades programadas en Getxo con motivo del Día de Europa, en el contexto del Año Europeo del Patrimonio Cultural, tenemos el enorme placer de contar con la colaboración de Víctor García Oviedo y de Benigno Gómez López, arquitectos integrados en [pro]yectamos, un estudio conformado en el 2001 por profesionales comprometidos con la intervención sobre el patrimonio histórico, el territorio, la ciudad y el medioambiente (www.proyectamos.es).

Desde eCivis queremos agradecer la implicación de profesionales como los que colaboran con nosotras, y que hacen posible la generación de sinergias y redes de enorme proyección para nuestros territorios.

_________________________________________________________________________________________

En un momento en que se cuestiona la identidad europea y en el marco de una reflexión necesaria sobre la significación del Patrimonio  Cultural, es bueno recordar de dónde surge la idea misma de Europa.

La importancia del carbón y el hierro en la industria siderúrgica como motor de la economía, ha sido trascendental en la conformación de nuestro paisaje.

En el mismo sentido, el papel de la siderurgia en Europa ha ido históricamente más allá de lo puramente económico. Hay que subrayar un hecho no suficientemente reconocido y es que la constitución misma de la Comunidad Europea del Carbón y del Acero (European Coal and Steel Community) en 1950, fue la semilla que propició la posterior conformación de la Unión Europea (UE), siendo pues uno de los pilares de su construcción identitaria.

Así pues, es importante tomar conciencia de que la siderurgia (y la minería, como parte indisoluble del proceso) ha modelado a lo largo de la historia – desde la industrialización – nuestros paisajes, dejando un poso antrópico y cultural que no puede pasar desapercibido. Las huellas de esta actividad son un fiel reflejo de la técnica, la tecnología, la transculturación y la historia de un territorio, convirtiéndose en un factor fundamental de trasformación del primigenio paisaje sobre el que se asentó, y contribuyen a la creación de un paisaje cultural en conjunción de los factores naturales que lo han originado y transformado siempre.

Ferrocarril minero en el Valle de Turón, Asturias, perteneciente a la Sociedad Hulleras del Turón, fundada en 1890 por empresarios siderúrgicos vascos.

Por lo tanto, el Patrimonio Industrial adquiere un protagonismo en esta historia de evolución del concepto de Europa muy destacado dentro de la idea global del Patrimonio Cultural en su conjunto. Patrimonio Industrial que nos vincula desde su origen, tejiendo redes cuando no había otras redes, uniendo apellidos al principio extraños y ahora familiares y sustentando en fin un constructo cultural, que es nuestro Paisaje y al fin, nosotros mismos.